Batman: Arkham Asylum
Promedio: 8 (2 votes)
batman-001
 
Cuando nos ponemos delante de un videojuego “sacado” de una licencia cinematográfica o bien de personajes de comics, siempre vienen a nuestra mente las mismas y eternas pesadillas: otro bodrio más que tan solo aprovechará el tirón del nombre y la imagen del personaje con un juego soso, sin carisma ni argumento, y que mejor se hubiesen dedicado a otra cosa. Pero bueno, parece ser que los aires cambian y que poco a poco esto va mejorando.

Y digo que cambian poco a poco porque no hace mucho que pudimos disfrutar de Los orígenes de Lobezno, el cual estaba bastante bien. Y no los estoy comparando, Dios me libre, pues no tienen nada que ver. Tan solo que son un ejemplo del cambio de aires al que me refería. Lobezno es un juego de notable calidad en el cual básicamente tenemos que repartir golpes a diestro y siniestro, de una manera muy entretenida y espectacular; mientras que Batman: Arkham Asylum es una aventura en toda regla: acción, investigación, resolución de puzzles, un guión de lo más elaborado, una banda sonora de cine…

Escribo estas líneas con el juego ya finalizado, aunque no al 100%, y no puedo hacer otra cosa que quitarme el sombrero ante el trabajo realizado por los chicos de RockSteady. Han sabido tratar el personaje de DC Comics con respeto y profesionalidad, desarrollando un producto de calidad que cumplirá incluso con las expectativas de los más exigentes… entre los cuales me incluyo.

 
 
El Caballero Oscuro ha sido vestido con sus mejores galas para la ocasión, además de con casi todos sus gadgets, y se adentra en la Prisión de Arkham dispuesto a dar al traste con los malvados planes de El Joker. ¿Y cuáles son sus planes? Pues liberar a todos los villanos de Arkham, acabar con Batman y sembrar el caos en la ciudad de Gotham a base de bombas llenas de mazapanes y gatitos. Para ello ha planeado una especie de fiesta en Arkham en honor al hombre murciélago. Y será una fiesta que durará TODA una noche…

En Batman: Arkham Asylum todos los elementos contribuyen a que nos metamos en la que será sin ninguna duda la noche más larga de Batman. El apartado gráfico del juego es notable, de gran calidad, pero no es el punto fuerte de la aventura. El Unreal Engine está muy bien implementado, y todo se mueve de manera fluida y natural, pero no es un trabajo excelente,… vamos, que no está entre lo mejor del catálogo de PS3 y 360. En PC es posible que sí lo esté. El modelado de Batman, sus enemigos y demás personajes está muy bien realizado así como los tétricos y oscuros escenarios del Sanatorio Arkham.

El apartado sonoro roza el nivel de la excelencia, ofreciéndonos partituras dignas de los mejores films del hombre murciélago y un doblaje a nuestro idioma de calidad. Que nadie deje pasar la oportunidad de disfrutar del juego en “versión original” ya que supera, por difícil que parezca, el nivel alcanzado con nuestro doblaje. Y eso que a Batman/Bruce Wayne lo dobla Claudio Serrano, que es quien ha doblado a Chris Bale en los últimos largometrajes de Christopher Nolan, y a El Joker lo dobla José Padilla, siendo Mark Hamill en la versión original. Repito, un trabajo excelente el realizado por los chicos de RockSteady en este aspecto.

Otro de los puntos fuertes de este Batman es la jugabilidad. Como ya he apuntado antes tendremos momentos de acción en los cuales el sistema de combate FreeFlow nos permite realizar combos interminables con sencillas secuencias de botones (uno para atacar y otro para contraatacar, y un par de combinaciones). Y es esta sencillez la que consigue que queramos acción a raudales… pero este Batman no es “another mata-mata”. Afortunadamente en la lucha no todo es acción. En muchas ocasiones, sobre todo cuando nos superen en número y vayan armados, tendremos que hacer uso del sigilo y para ello podremos colgarnos de los elementos del escenario que nos lo permitan y acabar con ellos estando colgados, o bien acecharles por detrás. También podremos sorprenderles desde los conductos de ventilación o bien hacerles caer encima una pared.

 
 
Por otro lado tendremos que investigar para avanzar en el juego y para ello haremos uso del modo Detective: en este modo Batman hará uso de su capucha de alta tecnología la cual le permite analizar todo su entorno y filtrar la información para aislar pruebas, rastros forenses y analizar tácticamente las situaciones.

El elenco de villanos y enemigos mostrados en esta aventura es de lo más variado y representativo del universo de Batman. Encontraremos a los presos de Arkham, los cuales no son muy variados pero que son los que más nos darán la monserga, y luego a los enemigos Estrella: El Joker, el Cocodrilo Asesino, Bane, Hiedra Venenosa, Harley Quinn y el magistral Espantapájaros. Este último para mí es el enemigo estrella del juego ya que no solo no tiene suficiente con amargarnos con sus dolorosos recuerdos y sus hilarantes pesadillas, sino que además nos las veremos con él en unas fases que se desarrollan bajo el efecto de su “gas del miedo”. De estas fases se podrían currar una DLC para ampliar su número e incluso realizar un juego íntegro basado en ellas… son simplemente espectaculares. Creo que son mis favoritas, tanto por su desarrollo como por su ambientación.

En Batman: Arkham Asylum los personajes tienen personalidad propia y está reflejada a la perfección. El juego cuenta con una gran ambientación, con unos escenarios muy amplios bañados de oscuridad, de angustia, de misterio… Es de agradecer que en vez de explotar al personaje lo hayan tratado desde el respeto, con mimo, cuidando al máximo todos los detalles, por pequeño que sea. Esto nos permite ver y disfrutar la madurez del hombre murciélago, que queda de sobra demostrada sobre todo en los diálogos e historia del juego.

Por desgracia en esta vida todo tiene su fin, Batman: Arkham Asylum no iba a ser menos. Y digo por desgracia porque se trata de uno de esos juegos que no importaría en absoluto que durase un poco/bastante más. Y no es que dure poco, que acabarlo nos llevará entre 10/12 horas, sino que se nos hace corto. Y bueno, digo acabarlo por decir algo porque encontrar los 240 secretos y superar todos los Desafíos nos llevará algo más de tiempo. Bueno, y conseguir todos los Trofeos ya de paso. Se espera que en no mucho tiempo se publiquen tanto en el Bazar de Xbox como en la Store de PlayStation nuevos desafíos.

Y hasta aquí pienso escribir, nada más que decir. Podría escribir 2 hojas más, pero los videojuegos son para jugarlos, no para leer. Y aunque aún quedan muchas joyas pendientes por salir de aquí a final de año, me arriesgaría a decir que Batman: Arkham Asylum es uno de los juegos estrella de este 2009. Es uno de esos juegos que uno tiene que al menos haber jugado para poder decir “Yo lo jugué”. Se trata sin lugar a dudas de la sorpresa del año. Batman: Arkham Asylum es la respuesta a tus plegarias si lo que buscabas era un BUEN juego de superhéroes.

Lo Mejor:

  • El Caballero Oscuro en estado PURO.
  • El diseño, la historia, Batman y sus villanos, las fases del Espantapájaros... TODO.
  • La música y el doblaje: para quitarse el sombrero.

Lo Peor:

  • Que se nos haga tan corto que queramos MÁS... mucho más.
 
 
Artículo escrito por: BeeGamer